Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de mayo, 2012

La capoeira los sacó de la favela

Ricardo Febry Santos y Marcelo Ferreira nacieron y crecieron en los suburbios de Salvador de Bahía. Gracias a la capoeira, un baile en el que la danza y las artes marciales se fusionan, consiguieron esquivar la muerte...


Un plato de papaya verde con harina y huevo. Esta es la primera imagen que le viene a la cabeza a Ricardo Febry, de 38 años, al viajar mentalmente a la favela de su niñez. Porque Febry nació y creció en una favela. La papaya verde, la harina y el huevo era el único alimento que tanto él como sus diez hermanos se llevaban a la boca al cabo del día. "Era lo único que comíamos, y por la mañana sólo desayunábamos café y harina", expresa, "y por la noche nos íbamos a dormir pronto para engañar el hambre".
Asistente de cámara de televisión, gruísta, carretillero, en la actualidad profesor de capoeiraen Pamplona, Febry nació en uno de los barrios más pobres y poblados de Salvador de Bahía (Brasil). Vale do Matatu, así sellama este suburbio do…

"Vivir" bajo un árbol...

...y los políticos siguen sin querer mirar.
 Con la mirada en el suelo y la mochila en la espalda, como todas las tardes a la misma hora, el pequeño Aiman, de 10 años, atraviesa caminando el parque de la Biurdana de Pamplona de regreso a casa, cuando, de repente, algo le llama poderosamente la atención. Unos cartones sobresalen del interior de un árbol. Decidido, Aiman se ajusta bien la mochila, aparta las primeras ramas, y se mete dentro. Unos segundos después, sale gritando de un salto: "¡Ahí vive alguien!¡He oído algo. Hay alguien!", exclama nervioso. "¡Esta lleno de cartones y ropa!". Al pequeño no le falta razón. El interior es un "contenedor" lleno de cartones dispuestos en forma de cama. Huele a orines. Dentro no hay nadie. El sonido que probablemente le ha asustado procede de algún pájaro.
Más calmado, Aiman cuenta que es la primera vez que ve algo así. Que en su país, Marruecos, nunca había visto una "casa" dentro de un ár…

Un mundo sin miel

Al principio se protege con un buzo amarillo y una máscara de rejilla, pero sólo al principio, porque no tarda en quitársela. Antes apicultor que bombero, Jesús Rodrigo Semberoiz, de 58 años, camina con paso firme entre las colmenas que cuida con especial mimo en pleno Almiradío de Navascués, a las puertas del Pirineo navarro, y abre una de ellas. "Siempre por detrás de la caja", indica, "es lo más seguro". En lo que llevamos de año, Jesús ya ha perdido 35 colmenas. "Los cambios de temperaturas tan radicales las han debilitado. El invierno ha sido muy seco y la primavera muy lluviosa", expresa, levantando la tapa de la caja. "Esta es la zona intermedia de la colmena. Aquí se les trata y se les da de comer. Es un comedero para el invierno. Si no queremos que se mueran las tenemos que alimentar con miel y agua. Con estos cambios de tiempo no pueden salir a recolectar. Por debajo está la zona de cría". Jesús echa mano al ahumador (d…

El diluvio y el espárrago

Por favor. Otra vez no. Que no se aplace de nuevo". Las palabras de Charoy Mª Eugenia, trabajadoras de la empresa Serval Catering, encargada de preparar los 3.000 espárragos que se repartieron ayer en la Plaza del Castillo de Pamplona durante la celebración del Día del Espárrago de Navarra, sonaban impotentes bajo la carpa instalada para la ocasión. "Llevamos más de un mes atrasando la edición. No había un fin de semana libre. Y ahora mira qué nubes. ¿Crees que lloverá", preguntaban asustadizas. Conocían perfectamente la respuesta. Y tras la pregunta, el cielo se tiñó de negro. No era un negro habitual. Parecía recién sacado de un documental de naturaleza extrema. Daba la sensación de que en cualquier momento emergería un tornado. Los visitantes que ayer se acercaron a la Plaza del Castillo y se pasearon por los puestos de información para el público sobre Agroturana, Agrorutas y Casa Gurbindo, que acompañaron a esta iniciativa de Fundagro-UAGN, lo pudiero…

Convertirse primero en sendero

¿Y si nos vistiéramos con la piel del otro, al menos un día? ¿Y si nos introdujéramos en el corazón de la naturaleza, al menos un minuto? ¿Qué ocurriría? Un proverbio budista enseña que si quieres recorrer el sendero hay que convertirse primero en el sendero.

Decía Francis Bacon que la naturaleza está a menudo escondida, a veces dominada, raramente extinguida.

15M: "La revolución enamora"

-     Tal vez seamos derrotados, pero nuestra causa es invencible
-    ¿Qué  te dice tu conciencia?... hazle caso
-    Por fin en Sol sale el sol


-    Estamos en paro, pero no parados
-    No venimos a dormir, venimos porque acabamos de despertarnos
-    La R-evolución también es magia y poesía


-    No nos tires cacahuetes, siéntate con nosotros a hablar
-    Hay que endurecerse sin perder jamás la ternura
-    Que nos gobiernen las putas, sus hijos ya han fracasado
-    La putas  insistimos: Estos políticos no son nuestros hijos
-    Nos habéis quitado demasiado; ahora lo queremos todo
-    Las barricadas cierran las calles, pero abren el camino
-    Es mejor arriesgar y perder que perderé por no haber arriesgado
-    ¡ Va por ti, abuelo ¡


-    En el nombre del padre, en el nombre del hijo… y en el nombre de nuestros nietos, hay que estar aquí!
-    Yo reflexiono, tú reflexionas, … ellos no reflexionan
-    Sin curro, sin casa, sin futuro… SIN MIEDO
-    Cuando se apagan los gilipol…

Más huevos y menos kalashnikov

 Amnistía Internacional: Hay más de 70 millones de fusiles de asalto kalashnikov en el mundo. El AK-47 fue diseñado por los soviéticos durante la Segunda Guerra Mundial. Conforma una de las peores armas de destrucción masiva. Y la ONU permanece callada, una vez más.
¿Para cuándo los recortes militares?

 Frontera al sur del Líbano

Así nacen los 'atletas' más rápidos

"No es normal que una yegua dé a luz en mitad de la pradera y a plena luz del día", explican los cuidadores y veterinarios que trabajan en la dehesa de San Juan, en Milagro, una yeguada donde nacen y crecen desde hace seis años algunos de los mejores caballos pura sangres del mundo. Lo habitual, añaden, es que entre los meses de febrero y mayo (periodo de partos), después de once meses de gestación, lo hagan en las parideras y durante la noche.


El pasado siete de marzo, sin embargo, hubo una yegua que se saltó todas las "normas" de la naturaleza en este paraje de la ribera navarra.Sucedió a las once de la mañana. Azotaba viento del cierzo. La jornada era fría y seca. El potrillo, que pesó 58 kilos y tardó 25 minutos en ponerse de pie y andar, nació en buen estado de salud. Bitinia dio a luz en uno de los 64 prados de la finca. Una auténtica fábrica de campeones de  280 hectáreas y 120 "boxes" (establos), donde ya han nacido este año (2010) 32…

Mitad naranja mitad sonrisa

Ni mil máquinas lograrán fabricar una sonrisa.